Multa de 20.000 euros a Carrefour por mal uso de las historias clínicas de sus trabajadores

La Agencia Española de Protección de Datos sanciona al centro comercial Carrefour de Lugo por perder la documentación médica de la plantilla.

La empresa no preservó la información los cinco años establecidos por ley La Audiencia Nacional ha publicado una sentencia en la que ratifica la resolución de la Agencia Española de Protección de Datos que impone una multa de 20.000 euros a Centros Comerciales Carrefour por la gestión indebida de los expedientes médicos de sus trabajadores.

El texto jurídico explica que el establecimiento de Lugo destruyó la documentación electrónica y los archivos físicos de la plantilla al dar por terminadas sus relaciones con Medysca, empresa con la que Carrefour tenía concertados los servicios sanitarios en su centro comercial.

VER NOTICIA COMPLETA